Los indígenas Tepehuanos, población predominante por su número en la región de Pueblo Nuevo, Durango fueron orillados a emigrar, como la gran mayoría de los grupos étnicos del país, de sus asentamientos originales en los grandes valles a lugares más seguros para sobrevivir. La utilización de esta zona como refugio de la Nación Au’dam (Dueño de